HomeLa gestión del conocimientoLa gestión del conocimiento en la empresaLa gestión del conocimiento en las bibliotecas y centros de informaciónLa gestión del conocimiento en el aprendizaje (desde la escuela primaria al nivel científico)La gestión del conocimiento con algunas discapacidades del aprendizajeAtención a clientes

Home > Tecnología > Los tipos de concepto
 

¡Haz clic aquí! Interesante oferta bundle: Licencia enterprise de KM y dos cursos online


En un mapa conceptual, la representación del conocimiento se realiza a través de las relaciones, (con sus tipos de relación) los tipos de concepto y la conectividad general del mapa. En Knowledge Master, los tipos de concepto son categorías, categorías conceptuales; la categorización es uno de los principios fundamentales de la psicología cognitiva. La comprensión es difícil, si no imposible, sin categorizar.


Mientras el tipo de relación determina cual es la relación entre dos conceptos, el tipo di concepto explicita el rol particular de un concepto específico (o de un conjunto de conceptos) en su contexto conceptual, en el argumento representado en el mapa.

El tipo de concepto explicita, por ejemplo, la pertenencia del concepto a una cierta taxonomía general o función física, social, o filosófica.

En contextos de aprendizaje (desde el nivel escolar hasta los niveles superiores), preferimos enunciar este aspecto como un atributo del concepto, en relación con el rol del concepto en el contexto conceptual específico, en el argumento, en el mapa.

Por ejemplo, en un mapa acerca de la Tierra, los conceptos “Luna” y “Sol” pudieran ser del tipo “astro”, o pudieran de otro modo pertenecer respectivamente a los tipos "estrella" y "satélite". 

Este atributo es portador de conocimiento e incide fuertemente en la percepción del estudiante, tanto desde el punto de vista lógico como visual. 

En esta óptica, el mismo concepto pudiera tener atribuidos tipos de concepto diversos en diversos mapas, en relación con el rol del concepto en el mapa específico.

Por ejemplo, en un mapa sobre el universo, el "Sol" pudiera ser de tipo “estrella” mientras en un mapa sobre el calor, pudiera ser del tipo “fuente de calor”. 

Estas son decisiones del autor del mapa, como también el definir o no los tipos de concepto.

Ciertamente, la utilización del tipo de concepto adquiere mayor importancia cuando un tipo di concepto califica varios conceptos en el mismo mapa. 

 


Ejemplo de utilización de los tipos de concepto (tomado del mapa "El calor"): el concepto "radiazione", según el autor del mapa, es del tipo "trasmisión del calor", así como los concepttos "convezione" e "conduzione". Los otros conceptos, evidentemente, pertenecen a otros tipos, a otras categorías. 

La expresión, en el recuadro superpuesto al mapa, aparece automáticamente al pasar el mouse, evidenciando el nombre del concepto, el tipo del concepto y otras propiedades. 

La imagen del Sol es en realidad una animación que evidencia la radiación y también la Tierra es una animación, pero es visible como tal sólo en el mapa verdadero, no en esta imagen estática.

 


En el análisis del mapa por parte del estudiante, tanto en modo autónomo como guiado por el docente, el tipo de concepto o, aún mejor, la pertenencia del concepto a un tipo o categoría de concepto contribuye decisivamente a precisar la representación, a estimular la atención y la potencia perceptiva del mapa, permitiendo una mayor satisfacción de la necesidad cognitiva.

Una presentación cuidadosamente preparada desde el punto di vista visual refuerza la percepción y la motivación, mejora la visualización que, a su vez, mejora y refuerza la memoria a corto plazo.

El tipo de concepto, además de la caracterización lógica (que favorece mucho la comprensión), puede tener aspecto gráfico particular, en la forma de los símbolos y en los colores, que lo distingue. 

   

El uso racional del color y de la forma
(Cuando el color y la forma tienen un sentido y contribuyen a la percepción del significado)


La posibilidad de representar también visualmente la diferenciación del rol del concepto y de los datos en el mapa, es otro aspecto importante dl la utilización de los tipos de concepto, porque incide directamente en la percepción del estudiante, potenciando su comprensión y su capacidad asociativa, acelerando y facilitando la integración de nuevos conceptos.

La caracterización del aspecto gráfico de los tipos de concepto facilita la memorización, la asociación y el descubrimiento y constituye una sugerencia visual a la categorización de lo conceptos representados, una inducción cognitiva.

Cuando, en el análisis o en la observación del mapa el estudiante percibe una regularidad en el aspecto gráfico de un grupo específico di conceptos (aunque no sean necesariamente cercanos en el mapa), inmediatamente atribuye a estos conceptos una regularidad lógica, los asocia, comprende que se trata de una categoría. 

El aprendizaje de estas regularidades a través de la percepción es inmediato, tiene un valor también subliminal, porque se encuentra muy cercano al umbral de la percepción consciente, utiliza los estímulos y aumenta la motivación.

La utilización de las formas geométricas y de los colores en modo uniforme produce un mapa “plana”, mientras la utilización de las formas y de los colores seleccionados al azar, o “por definición”, o para llamar la atención a los conceptos “importantes”, no es necesariamente representativo de conocimiento, y puede inclusive reducir la posibilidades de aprendizaje. 

Uno de los aspectos más importantes en la proyección visual es la atención a la armonía de los colores, para evitar riesgos de monotonía o superestimulación.

 


El uso correcto del color, de las geometrías y de las dimensiones de los símbolos en los mapas conceptuales

Con el ansia de presentar un cuadro interesante, atractivo y no monótono a los estudiantes, a veces preparamos mapas “a colores”, variopintos, con símbolos geométricos seleccionados al azar o de dimensiones arbitrarias.

A veces, en su lugar, adaptamos los elementos del mapa a frases largas, privadas de significado conceptual. 

La asignación arbitraria de los atributos gráficos a los conceptos (o al concepto “importante”) quita parte del valor lógico al mapa, que puede resultar desorientador, puede crear desconcierto y perplejidad en el estudiante, reduciendo el efecto de la presentación e inhibiendo la fluidez y la eficacia del estudio. Resultaría una distorsión de la representación del argumento y nuestro esfuerzo se perdería. 

En cada explicación o presentación el estudiante se espera, en modo consciente o inconsciente, una lógica y mucha coherencia, que son de cualquier manera aspectos importantes de cualquier presentación didáctica. 

¿Cómo explicar la irregularidad cuando ésta se convierte en regularidad faltante

Sabemos que los tipos de concepto tienen un valor lógico y cognitivo. Estos existen primero como categorías, y después pueden también tener atributos gráficos, de los cuales podemos inferir en modo visual que el concepto pertenece a un tipo o categoría, y  es la categoría que se viste de atributos gráficos, para ser inmediata y fácilmente perceptible.

Este es también el modo más simple y elegante de mejorar los aspectos estéticos, integrándoles en el mapa, involucrando también los elementos cognitivos del mapa mismo: el tipo de concepto se define una vez (con dos o tres clic), y sucesivamente se pueden modificar sus atributos gráficos, varias veces. A cada cambio, todos los conceptos pertenecientes al tipo asumen inmediatamente la misma configuración gráfica, que es siempre modificable.

Cuando el mapa viene utilizado en una presentación o en una lección a los estudiantes (presentes o distantes), basta referirse explícitamente a un tipo de concepto (por ejemplo: “tipo de lago”, “propriedad de las operaciones”, etc.), e inmediatamente el estudiante comprende que todos los conceptos que en el mapa tiene el mismo aspecto pertenecen a la misma categoría, y tienen el mismo rol en el contexto conceptual, “en el mapa” y en el argumento objeto de estudio.


Aspectos importantes en la selección de los símbolos geométricos y de los colores

Los símbolos geométricos y los colores son utilizados de modo específico en diversas metodologías, estándares, normas, escuelas de pensamiento, en el uso común y en los diagramas especializados.

Los diagramas estandardizados y los especializados (flujo, causa-efecto, etc.) utilizan los símbolos geométricos de los objetos en modo canónico: tienen siempre un significado propio y el usuario lo percibe inmediatamente con aquel valor, aún cuando no es atinente a la representación del conocimiento conceptual corriente. 

Los símbolos y las familias de símbolos constituyen un lenguaje y, en cada lenguaje, cada símbolo tiene un propio valor particular: el estudiante atribuirá instintivamente a los símbolos que reconoce el valor que está habituado a atribuirle.

Si, como a menudo sucede, conoce la diagramación de flujo, comprenderá que un rombo representa una pregunta, que un trapecio es entrada/salida, etc., cosa che lo distanciará del objetivo del mensaje cognitivo.

La elipse es el símbolo por defecto utilizado para los conceptos y unidades informativas en la mayoría de los software dedicados a la representación del conocimiento, y desde que los mapas y las redes se creaban manualmente sobre papel. 

Además de la elipse, los símbolos utilizados con mayor libertad (por su generalidad y capacidad textual) son el rectángulo y el cuadrado. Otros símbolos, como el rectángulo con lados curvos, son utilizados con éxito por la misma razón. 

La belleza y la armonía son aspectos importantes en un mapa a compartir o a presentar; estos valores se realizan sobre todo con la utilización atenta de las regularidades, de los colores, de las simetrías y de las armonías, y con la disposición de los conceptos y de las relaciones, más que con la coloración o con la adaptación arbitraria de los recursos gráficos a textos largos o colores casuales.

Cuando, en el análisis o en la observación del mapa, el estudiante percibe una regularidad en el aspecto gráfico de un grupo específico de conceptos (aunque no sean necesariamente cercanos en el mapa), inmediatamente atribuye a estos conceptos una regularidad lógica, los asocia, comprende que se trata de una categoría. 

El aprendizaje de estas regularidades a través de la percepción es inmediato, tiene un valor aún subliminal, porque se encuentra muy cercano al umbral de la percepción consciente, utiliza los estímulos y aumenta la motivación.


La figura evidencia la utilización de diversas asociaciones de formas y colores para representar  gráficamente los tipos de concepto. 

En el software, aún cuando el concepto (o unidad informativa) es representado con una imagen, el tipo de concepto - si ha sido asignado - se mantiene.

La utilización de las formas geométricas y de los colores en modo uniforme aplana el mapa, mientras que la utilización de las formas y los colores seleccionados al azar, o “por definición”, o para llamar la atención a los conceptos, no es necesariamente representativo de conocimiento, y puede también reducir las posibilidades de aprendizaje. 

 
   

La selección de los colores

En la definición del aspecto gráfico del tipo di concepto es posible asociar colores a diversos elementos del símbolo:

punto elenco

 a fondo del símbolo geométrico (elipse, rectángulo, etc.);

punto elenco

 al carácter;

punto elenco

 al borde del símbolo.

La asignación de colores a cada uno de estos elementos es a discreción del autor del mapa. 

La selección debe satisfacer principalmente el agrado de la asociación, el contraste entre fondo y carácter, la legibilidad y la fácil diferenciación entre los tipos de concepto.

Una tabla de los colores contrastados y complementarios (muy contrastados), se encuentra en la página relativa a los colores (clic en el vínculo para acceder a la página).

 

El aspecto del carácter es también variable y es posible seleccionar entre negrita, itálica, subrayado, o cualquier combinación de estos aspectos.

El uso innovador de las familias de colores estimula y aumenta la percepción del estudiante.

Es importante recordar que estos recursos de presentación y evidenciación, que constituyen una estrategia lógico-visual, sirven más a diferenciar las categorías de conceptos que a acentuar la importancia de los conceptos mismos. La importancia de un concepto es cognitiva, y se determina por sí misma en base de las asociaciones en el mapa.

Una utilización adecuada de la lógica (pura y simple) y del aspecto gráfico en defensa de la cognición para estimular la comprensión y la motivación. Una profundización del aprendizaje visual.

 Extraído del libro "Mapas conceptuales. La gestión del conocimiento en la didáctica" de Virgilio Hernandez Forte, editado por Alfaomega Grupo Edito, México
(
ISBN: 970-15-1076-3, 296 pp)

:: Otras páginas de interés ::
 
punto elenco

Utilización de las bases de conocimiento conceptual en la Empresa

punto elenco

El conocimiento en la Empresa

punto elenco

La gestión del conocimiento en la Empresa

punto elenco

El Aprendizaje Organizativo ("Organizacional").

punto elenco

El trabajo del Knowledge Managero "Gestor del Conocimiento".

punto elenco

Gestión del Conocimiento, Creatividad e Innovación.

punto elenco

Brainstorming en las organizaciones

punto elenco

El conocimiento de empresa

punto elenco Gestión de Proyectos con Instrumentos de la Gestión del Conocimiento
punto elenco
Mapas conceptuales para búsqueda de información en Internet con KM
 

 

Búsqueda interna en el sitio

 
 
  
 

área de download

compra o alquila online

¡¡recomienda este sitio!!
añade a tus preferidos
solicitud de información

búsqueda

cursos en línea

ejemplos de mapas
mapa gráfico de este sitio


Tutorial on-line
Tutorial on-line
de
Knowledge Master

FAQ
nuestros distribuidores
colaboración
mailing list
contáctenos por correo electrόnico
contacta con un operador en línea
 

© 2007 Copyright Knowledge Master Corporation

 Política de Privacidad